jueves, 9 de octubre de 2014

LA COSECHA DE ALMENDRA HA SIDO SUPERIOR ESTE AÑO

En Albacete, a mediados de agosto, comienza la vendimia de las variedades más tempranas, pero, en comarcas como la Sierra del Segura, los Campos de Hellín o La Manchuela, esos días también son para varear los almendros.

Con diferencia, la almendra es el principal fruto seco que se cultiva en Castilla-La Mancha y, dentro de Castilla-La Mancha, la principal provincia productora es Albacete. En 2013, la cosecha fue especialmente floja y, este año, se espera un fuerte incremento de la producción, aunque la incógnita es saber en qué medida.

En nuestra provincia, hay algo más de 50.000 hectáreas de almendros, de las que cerca de 500 corresponden a Molinicos. La media histórica de producción es de 7.000 toneladas, entre las tres variedades principales, que son la largueta, la marcona y la comuna. El año pasado, el resultado de la recolección estuvo por debajo de ese promedio, pues se obtuvieron 6.000 toneladas, según datos del servicio estadístico del Magrama.

A principios de septiembre, el mismo Ministerio daba a conocer la estimación para la provincia, y la cifra que se hacía pública era significativamente mayor: 8.800 toneladas, lo que supone un incremento porcentual del 46%.

La cuestión es si estas estimaciones se van a confirmar o no. Según un reciente análisis Jesús Ángel Peñaranda, técnico sectorial de Cooperativas Agroalimentarias de Castilla-La Mancha, todos los factores son propicios, menos uno: el impacto de la sequía.

Así, por una parte, la ausencia de heladas significativas y a las buenas condiciones meteorológicas existentes en el periodo de floración-cuajado favorecen los incremento del rendimiento.

En cuanto a las plagas y enfermedades, no se han detectado incidencias en nuestra comunidad autónoma, a excepción de los ataques de gusano cabezudo registrados en la provincia de Toledo y en la Comarca de Campos de Hellín.

Estos ataques se registraron con mayor frecuencia en zonas que cuenta con una elevada superficie de almendro en producción ecológica, dada la inexistencia de tratamientos efectivos para este sistema de producción.
Pero, recuerda Peñaranda, tanto la provincia de Albacete y como el sureste de la provincia de Cuenca han sufrido un prolongado período de sequía meteorológica, «que puede provocar una disminución del rendimiento» y, por tanto, de los resultados.
En el resto de España y, sobre todo, en las regiones limítrofes, como la Región de Murcia y la Comunidad Valenciana, se esperan por contra descenso significativos de la producción, a causa de una sequía que, en provincias como la de Alicante, ya han alcanzado dimensiones «históricas».
En cuanto a las empresas del sector en la provincia de Albacete, por el momento, la actitud es de extrema prudencia y las firmas consultadas por el diario La Tribuna de Albacete declinaron, por el momento, aventurar ninguna cifra de producción provincial.

Actualmente, y una vez concluida casi por completo la recolección, los agricultores se encuentran muy atentos a las fluctuaciones de precios que determinan buena parte de los ingresos anuales de sus familias.

Fuente:

No hay comentarios: