viernes, 1 de julio de 2011

LA MAQUINARIA PARA FITOSANITARIOS TENDRÁ QUE SOMETERSE A INSPECCIÓN

Todavía no es obligatorio, pero se están dando los pasos necesarios para que, en unos años, todos los equipos utilizados para la aplicación de tratamientos fitosanitarios en el campo se sometan a inspecciones periódicas.
El objetivo, según se puso de manifiesto ayer desde la Estación de Seguimiento de Maquinaria Agrícola (Esema), es mejorar la seguridad alimentaria, aumentar la protección al medio ambiente y evitar la siniestralidad laboral a la hora de emplear estos dispositivos que dispensan productos químicos.

La Directiva Europea 2009/128/CE sobre plaguicidas es el marco que regulará las inspecciones a través de un Real Decreto que se encuentra, actualmente, en tramitación, y que podría publicarse antes de que acabe 2011, según manifestó Porfirio González, encargado de la Esema.

En las dependencias de este organismo, perteneciente a la Consejería de Agricultura de la Junta de Comunidades, se vienen realizando desde el año 2002 revisiones a maquinaria para el uso de fitosanitarios, las conocidas 'sulfatadoras'. Estas actuaciones se realizan a instancia de los propios productores y dentro del sector de cultivos hortícolas, para dar cumplimiento al protocolo europeo de buenas prácticas agrícolas 'GlobalGap'.

Esta certificación es necesaria si el agricultor desea vender sus productos en determinados mercados o a empresas de alimentación que exigen artículos con las máximas garantías, según recordó González, quien subrayó que el procedimiento se basa en criterios de trazabilidad.
 
Gracias a la experiencia de la Esema en este campo, la entidad fue designada en 2009 por la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha como «laboratorio oficial de ensayos de equipos de tratamiento susceptibles de ayudas de acuerdo con los planes 'Renove' del Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino».


Con esta capacitación añadida, la entidad está preparada para llevar a cabo la inspección de todos los equipos de tratamiento de fitosanitarios tanto si pertenecen a productores adheridos al protocolo GlobalGap o no, tal y como ocurre actualmente en muchos países europeos.

Aunque el Real Decreto que fijará todos los requisitos aún no ha visto la luz, se habla de establecer «un periodo de adaptación para que todo equipo haya pasado al menos una revisión antes del final de 2016». Asimismo, el intervalo entre las inspecciones no será superior a cinco años hasta 2020 ni superior a tres años a partir de esa fecha.
 
En relación con esta nueva normativa han surgido requerimientos que el agricultor ya tiene que cumplir, como es la inscripción en el Registro Oficial de Maquinaria Agrícola (ROMA) de los equipos de fitosanitarios y las abonadoras. El plazo, explicó el encargado de la Esema, ya está abierto y los trámites son gratuitos.
«El objetivo es contar con una especie de censo porque estos dispositivos son los que van a tener que pasar luego la inspección», dijo Porfirio González, recordando que en este tipo de maquinaria apenas ha existido «orden ni control».
 
Fuente:
http://www.laverdad.es/albacete/v/20110701/provincia/maquinaria-para-fitosanitarios-tendra-20110701.html

No hay comentarios: